[mailchimp_subscriber_popup baseUrl='mc.us3.list-manage.com' uuid='1751885ff5f81deea7753379e' lid='68c9940810' usePlainJson='true' isDebug='false']

Los perfumes de calidad son bastante más que un producto. Son un símbolo de identidad.

En una sociedad en la que el éxito está asociado en gran medida a la percepción que los demás tienen sobre nosotros, no se puede ignorar la relevancia que tiene proyectar una identidad determinada, y es en este sentido donde un perfume de calidad puede aportar un gran valor a quienes lo utilizan.

A la hora de evaluar a un candidato para un puesto de trabajo, cuando se hacen negocios, o simplemente cuando se socializa, tratamos con personas nuevas de las cuales extraemos una información limitada a los estímulos que recibimos. De este modo, realizamos una lectura de las diferentes señales que cada persona transmite y en base a ellas decidimos nuestra manera futura de relacionarnos con ellos.

Alguien que descuida su imagen o higiene personal está transmitiendo una información sobre sus valores, que puede transferirse a otros aspectos de la vida. Y a la inversa opera del mismo modo.

De ahí que usar perfumes de calidad envía un mensaje muy claro sobre quienes los utilizan. Están diciendo que son personas que no se conforman con cualquier cosa, para quienes las formas son importantes, que saben relacionarse con los demás y entienden la importancia de interactuar socialmente con otros.

La proyección de una identidad que resulte atractiva tanto en el ámbito personal como profesional es el primer paso que distingue a las personas de éxito de aquellas otras que nadan en la mediocridad. Por eso, quienes consideran que el impacto de un perfume es irrelevante, están haciendo un análisis muy superficial de todo lo que lleva asociado.

Por algo los perfumes de calidad suelen publicitarse como artículos de lujo. No tanto porque sean productos al alcance de unos pocos, sino porque es sólo un grupo reducido dentro de la sociedad el que es capaz de ver más allá y entender las connotaciones que se esconden tras un perfume.

¿Formas parte de ese grupo, o todavía crees que un usar un perfume de calidad no tiene mayor importancia?